.

Los tres niveles del horóscopo

6.8.16

Un análisis astrologico de la histórica visita de B. Obama a Cuba








Introducción


En este artículo vamos analizar esotéricamente la carta de un suceso, un acontecimiento realmente importante, la visita después de 88 años de un presidente de EEUU a tierras Cubanas. Como es lógico pensar este importante evento guarda en si mismo un fuerte componente esotérico, aparte, de que lógicamente  también lo tiene exotérico.

Recordemos que la astrología esotérica se dedica a estudiar el significado (conciencia) o aspecto subjetivo de las “cosas” y que la exotérica hace mas bien referencia a la expresión objetiva (materia) o aparente de estas “cosas”, una no puede vivir sin la otra y en este análisis de hoy procuraremos hablar de las dos poniendo el énfasis en el aspecto subjetivo.




El horóscopo del suceso: esta carta fue trazada justo en el instante en que Barack Obama (EEUU), al bajar por la escalera del avión, piso suelo Cubano.










Los referentes esotéricos del suceso:    

Como era de esperar ante tan significativo evento, en esta carta podemos observar que sus componentes esotéricos tienen un gran valor. El signo ascendente, el signo que nos habla del Alma o propósito de la Conciencia, es Virgo, y dicha constelación tiene una muy fuerte presencia en este horóscopo, ya que su regente esotérico, la Luna, está en su propia regencia esotérica en casa uno, junto con Júpiter (regente jerárquico de Virgo) también en casa uno, y por tanto también en dignidad. La posición de estos dos planetas en Virgo engrandece mucho el poder de las cualidades de este signo.

La gran dignidad del Ascendente nos dice que la intención de construir nuevos lazos de amistad que trae consigo el significado del suceso tiene muchas posibilidades de concluir con éxito.



Virgo, para la astrología esotérica, es el aspecto nutriente de la madre para con el niño-amor que en ella reside.  El signo de la “virgen” es la fuerza interna protectora (inmaculada o sin tacha) de la Madre para con Sus Hijos,  es la guia que hace crecer el Amor (Hijo) que en Ella (en la Materia) anida.

Virgo es el calor que alimenta la Semilla, y psicológicamente hablando es el perfeccionamiento, purificación y discriminación, que la conciencia dedica a su aspecto interno, aquel silencioso lugar donde se desarrolla el Amor Incluyente que todos, países incluidos,  tenemos.

Por tanto podemos decir que en el significado de este suceso se amaga la posibilidad de nutrir/construir el aspecto Amor unificador (en este caso a través de lazos de amistad) que a todos nos pertenece.



La luna en Virgo (velando a vulcano) como regente esotérico de este signo es la materia base a través y en la cual dicho Amor puede ser bien construido. La constancia y poder constructor que se amaga tras la luna es la energía de Vulcano: “el dios moldeador en la cueva” (el constante trabajo, calmo, interno y silencioso en la densidad de la materia).

En Virgo, el poder constructor de Vulcano, la materia-madre o Luna y el amor o hijo que en ella reside son lo mismo. Este es el triple encanto y a la misma vez complejidad de Virgo.



Júpiter en Virgo, como regente jerárquico de este signo, es la capacidad para que este Amor, (una vez está firmemente construido), sea expansivo.

La unión de la Materia con el Espíritu a través de la comprensión generosa (mas por simpatía que por un acurado análisis) es una función que pertenece a Júpiter; entonces,  podemos entender que si Virgo es el custodio del Amor o Cristo interno, Júpiter en este signo es la expansión de dicho Amor. La astrología siempre es más sencilla de lo que parece, la única variable es la intención (por parte de la conciencia) con que es utilizada.



El nodo norte en casa 1 en Virgo refuerza, con su poder de estimular el lugar donde se encuentra,  todo lo antedicho. En este caso el estímulo del nodo norte es benigno ya que en nuestra reflexión hacemos básicamente referencia al Alma o el aspecto esotérico del Signo Ascendente.



Dicha construcción del Amor tiene su culminación en Piscis, recordad que el complemento ideal de cada signo es su polo opuesto, y en este horóscopo el signo del Pez juega un rol importantísimo ya que en él se encuentran Neptuno en dignidad y Venus en exaltación en casa angular, dando a entender que el poder que arrastra el suceso desde su casa 1 o Virgo irá poco a poco encontrando la culminación de su expresión a través del reflejo de su polo opuesto: Piscis (casa 7 Neptuno-Venus).

Al estar también el nodo sur implicado, podemos interpretar que este complemento ideal o relación más benigna ya se dio en tiempos pasados (los nodos en un horóscopo hacen referencia al karma o pasado).






Los referentes exotéricos del horóscopo

Para el pensamiento esotérico la personalidad siempre es la herramienta para que el Alma pueda expresar su mundo subjetivo en el mundo aparente de la formas. Pero para que esto se lleve a cabo con éxito el Alma primeramente (con la luz de la inteligencia, la flexible comprensión amorosa y Su capacidad de sacrificio) debe formar una personalidad (mente-emoción-fisico) bien integrada. Hasta que esta integración no es realizada, cosa por otro lado nada fácil de lograr, la personalidad suele ser en mayor o menor medida el reflejo egoísta de las fuerzas materialistas en acción.

Para la astrología esotérica la personalidad básicamente está inscrita en la posición del Sol y su regente exotérico. En este caso, el Sol está exaltado en Aries en casa VIII, regido por Marte en Sagitario en la cúspide de la casa IV.

Esta posición nos habla de la transformación (muerte-casa VIII) de las muy poderosas, (sol exaltado en Aries), fuerzas personalistas o solares. Fuerzas que pueden llegar a ser emocionalmente muy agresivas y de honda raíz o tradición (casa IV+Marte implicados). Además Marte está en cuadratura a Virgo-Piscis, dando a entender de las dificultades que tendrán estas fuerzas para encajar el significado de Virgo o el propósito del Alma que el suceso trae consigo.

Es claro que en este caso las fuerzas egoístas están marcadas por el fuerte componente emotivo que generan las ideas cristalizadas enfrentadas. Por un lado los egocéntricos postulados anticomunistas representados agresivamente  por el partido republicano de Estados Unidos, y por otro lado, las caducas y ya poco practicas ideas comunistas que influencian fuertemente al gobierno cubano, que por otro lado, es muy anti-americano o anti-capitalista.

Ahora bien todo y el gran poder astrológico exotérico que en la carta tienen estas fuerzas mas personales o materialistas, todo apunta que la grandeza esotérica que muestra el signo ascendente apoyado por Piscis, será mas que suficiente para transmutar dichas tendencias egoístas en una gran ajuda para los propósitos finales del Alma.


De hecho Marte en Sagitario está en dignidad jerárquica, asi como  también Júpiter en Virgo (rector jerárquico de la luna) y Urano en Aries (rector jerárquico del sol en Aries). La regencia jerárquica para la astrología esotérica es aquella energía creativa  que, (una vez el regente esotérico ha realizado su trabajo integrador), puede transmitir energía espiritual. Es decir, podemos bien pensar que una vez la reacciones materialistas, fanáticas o egoístas hayan sido bien integradas a través del gran  poder constructor que augura Virgo-Luna en el Ascendente, la energía del Alma (Virgo) utilizará entonces a Júpiter, (complementada por Aries-Urano, Sagitario-Marte), para desarrollar una mas creativa, novedosa y espiritual relación entre los dos países.

Definitivamente, y según esta carta, podemos decir que gracias a esta visita los dos países van a iniciar un nuevo camino que promete ser muy enriquecedor. Si el poder constructor/purificador de Virgo/Luna consigue imponerse sobre el poder mas bien exaltado, fanático, o “corto de miras” reflejado en Marte/Sol y sus signos, podemos bien asegurar el éxito de este nuevo y tan necesario encuentro.






La Cruz Mutable

Esta cruz que preside la carta a través de sus 4 angulos principales nos habla de un acontecimiento que estará sometido a muchos y variados cambios (altibajos), hará falta paciencia, como en todo principio de algo nuevo, pero también no dice que será un acontecimiento flexible y con la paciencia constante, amorosa y constructiva de Virgo.





Los Rayos rectores del suceso:

Si me preguntais por que Rayos está regida la visita de EEUU a Cuba yo os diría, (por las posiciones prominentes  que mantienen ciertos signos y planetas en la carta e independientemente de los rayos rectores de cada país),  que desde el Alma el evento está regido por el rayo 2 de Amor Sabiduria, y desde la Personalidad por el 6 Rayo de Devoción e Ideal.

El Segundo está escrito en la línea Virgo – Piscis con un Júpiter angular en Virgo y Géminis en el MC. (Virgo con la ajuda de Piscis Géminis, y el planeta Júpiter, son las fuerzas que traen el 2 Rayo de Amor Sabiduría a nuestra tierra).

El Sexto  Rayo de Personalidad está escrito en el poder angular de Sagitario con Marte (regente del sol) en cuadratura a Virgo – Piscis. (Sagitario con la ayuda de Virgo Piscis, y los planetas Marte y Neptuno, traen consigo las energías del  6 Rayo de Devoción e Ideal a nuestra tierra).

Esto da a entender un poco lo ya dicho en el análisis astrológico, y es que la personalidad, si se impone la línea energética  Virgo-Jupiter-2R, abandonará sus cristalizados ideales con sus  fuertes emociones gracias al poder constructor de un nuevo amor que surgirá desde el interior (alma) mismo de la nueva relación que implica el chispazo de la visita.

La razón comprensiva incluyente característica principal del Alma de 2 Rayo moldeara al poder emotivo amoroso y a menudo demasiado militante o fanático del 6 Rayo en personalidad; podemos decir que dicha razón construirá un nuevo ideal hacia el cual el sentimiento (vinculado al 6R) inevitablemente dirigirá su atención o devoción, y que con el tiempo,  esto será la expresión de un nuevo ideal o forma de relación entre dos países.




Conclusión


Estarán de acuerdo conmigo en que la nefasta relación EEUU – Cuba no podía continuar así, fue de sentido común pues el paso dado por B. Obama (representando a Estados Unidos), así como también fue lógica (y seguramente deseada) la apertura de ciertos mandatarios Cubanos y la buena actitud y alegría de su pueblo ante su llegada.  Esperemos pues, así lo indica la carta,  que este gesto de “voluntad al bien” dado por Obama,  (y secundado por gran parte del pueblo Americano y Cubano), sea el primer paso para la construcción de una nueva y más fructífera relación entre los dos países hermanos.


David C.M  (logos.astrologiaesoterica@gmail.com)